La Gobernación implementa modalidad de seguridad alimentaria para los risaraldenses más vulnerables

Con el propósito de mejorar la seguridad alimentaria de los risaraldenses, el gobernador Victor Manuel Tamayo dispuso de una nueva modalidad, orientada a la recuperación nutricional de niños y niñas entre 1 y 14 años de edad, madres gestantes y lactantes y adultos mayores en alto grado de vulnerabilidad. 

La nueva modalidad hace parte del programa Risaralda sin Hambre y beneficiará a 7200 personas del departamento, cerca de 600 por municipio. 

Este programa contempla también 130 puntos donde se entregan alimentos calientes a los más vulnerables.

Elizabeth Diosa, secretaría de Mujer, Familia y Desarrollo Social.