Angelino Garzón permanece estable y sin deterioro

Archivo / El Espectador[/caption] El vicepresidente Angelino Garzón se mantiene estable y sin deterioro de su enfermedad, un accidente cerebro vascular isquémico ubicado en el mesencéfalo, es la causa del estado de salud crítico del Vicepresidente de la República, quien permanece en la unidad de cuidados intensivos en la Clínica Reina Sofía de Bogotá. Su condición hasta el momento es delicada, pero estable y permanece en estado de coma inducido. Como medida de prevención los especialistas que cuidan la salud del funcionario decidieron instaurar un sistema de monitoreo intraventricular, un mecanismo utilizado para vigilar y manejar la hipertensión endocraneal, es decir al interior de la cavidad craneal. Cuando se presenta un accidente cerebro vascular isquémico es porque un vaso sanguíneo que irriga sangre al cerebro resulta bloqueado por un coágulo de sangre, o porque se presenta un taponamiento de las arterias, especialmente por grasas que se convierten en placas dentro de las paredes de estos conductos. En el caso del Vicepresidente hay otros factores que se deben tener en cuenta, por ejemplo, sus antecedentes de enfermedad coronaria y que días previos al accidente cerebrovascular, había ingresado a la clínica Reina Sofía por un cuadro infeccioso, pudo generar una falla multisistémica y de paso el taponamiento de los vasos sanguíneos. Lo que muchos se preguntan es si quedarán secuelas a largo plazo en el cerebro de quien sufre un ataque en el mesencéfalo. Los especialistas responden que no se puede saber sin analizar las imágenes de la zona afectada. Sin embargo, de quedar secuelas se podrían registrar en las zonas conectadas con el mesencéfalo, es decir, en la visión, la audición o alterar los ciclos de sueño o incluso la presión arterial. En todo caso, la última palabra la tienen los galenos que atienden al vicepresidente, y quienes ante los diversos rumores acerca del estado de Garzón, ha decidido que de manera periódica emitirán los comunicados informando cómo avanza el paciente.]]>

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *