Gobierno no da solución efectiva a las dificultades de infraestructura educativa en Risaralda

Iván Arroyave[/caption] Por carecer de las condiciones mínimas exigidas para cumplir con el proceso pedagógico, la secretaría de Educación de Risaralda rechazó las aulas temporales que iba a construir Fonade. La Gobernación firmó un documento en el que no acepta las aulas temporales que se iban a construir por parte del Gobierno Nacional y dio a conocer dicha decisión al Ministerio de Educación. “Risaralda había hecho la petición de contar con 31 aulas nuevas y 25 baterías sanitarias, para beneficiar a cerca de 575 alumnos, como respuesta a los daños provocados por el invierno del 2010. Pero el Gobierno Nacional, sólo autorizó 18 aulas, las cuales no están localizadas en los puntos que se requieren para las soluciones escolares”, aseguró el secretario de Educación departamental Iván Arroyave.   El funcionario dijo que “es tan delicada la situación, que todavía hoy existen estudiantes que reciben clases en carpas rotas, en zona de riesgo, y otros que reciben clase en una casa prestada por un padre de familia en Belén de Umbría y algunos  en un corredor de una casa en la vereda Las Delicias de Apía”. Y agregó que las carpas fueron soluciones temporales para 3 meses y hoy llevan 18 meses, lo cual se traduce en condiciones infrahumanas para los estudiantes. El secretario manifestó que en este momento existen grandes necesidades en la infraestructura educativa del departamento, especialmente en municipios como Quinchía (5 instituciones), Pueblo Rico (2), Mistrató (7) y Marsella (4).]]>

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *