Desplazamiento en Gitó fue voluntario dice la Defensoría

Luego de un proceso de seguimiento e investigación, los organismos de seguridad y la Defensoría del Pueblo Regional determinaron que el desplazamiento de 106 indígenas del resguardo Gitó Dokabú del municipio de Pueblo Rico fue voluntario.

El hecho se presentó el pasado mes de enero corresponde a un acto voluntario y no a un hecho forzado o relacionado con grupos ilegales como se había señalado dijo el Defensor del Pueblo, Ricardo Andrés Toro Quintero. 

Esta aclaración hizo parte de los temas abordados en el último Consejo de Seguridad que lideró el gobernador de Risaralda, Victor Manuel Tamayo Vargas.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *