Duro golpe a vendedores de estupefacientes

En los municipios de Santa Rosa de Cabal y Dosquebradas fueron impactadas dos organizaciones delincuenciales: Los del Hueco y Bambú. Según las investigaciones, obtenían ganancias semanales de cien millones de pesos ($100’000.000) por la venta de droga a menores y jóvenes estudiantes.

Siete presuntos integrantes de la estructura criminal Los del hueco, fueron capturados por orden judicial, y posteriormente presentados por el ente acusador ante un juez de control de garantías como presuntos responsables de los delitos de concierto para delinquir agravado, tráfico, fabricación o porte de estupefacientes y uso de menores en la comisión de delitos.

De acuerdo con la investigación, liderada por un fiscal URA de Risaralda, los detenidos al parecer se dedicaban al expendio de sustancias estupefacientes en inmediaciones del colegio empresarial del municipio de Dosquebradas, donde asisten regularmente 1200 estudiantes.

Luego de una importante investigación, se logró impactar la banda delincuencial denominada Bambú, dedicada al tráfico de estupefacientes en menores cantidades en el sector de La Galería de Santa Rosa de Cabal. En las diligencias fueron capturadas tres personas, que no aceptaron los cargos endilgados por la fiscalía por tráfico, fabricación o porte de estupefacientes agravado.

Los procesados fueron afectados con medida de aseguramiento carcelaria.

Simultáneamente se adelantaron diligencias de allanamiento en la comuna Villavicencio de Pereira y en el corregimiento de Santa Cecilia jurisdicción de Pueblo Rico (Risaralda).

Asimismo, servidores del CTI incautaron un cargamento de 33 mil gramos de marihuana que eran transportados en un vehículo de servicio público. 

En el hecho fueron capturados en flagrancia dos hombres que fueron presentados por la fiscalía URI ante un juez con función de control de garantías que impuso medida de aseguramiento domiciliaria en su contra.

Labores investigativas determinaron que estos estupefacientes serian presuntamente distribuidos a las organizaciones que afectan los entornos escolares.

En estas actividades judiciales se efectuaron en total 24 allanamientos, 10 capturas con orden judicial por los delitos de tráfico, fabricación o porte de estupefacientes, uso de menores de edad en la comisión de delitos y concierto para delinquir. Además, se materializaron 7 capturas en flagrancia por estar implicados en la cadena del microtráfico.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *