Un nuevo ingrediente se suma a la novela de las armas en poder de los indígenas

A la novela de las armas con las que se quedaron los indígenas en la pasada minga realizada en Bacorí en el mes de noviembre, cuando fueron 18 policías despojados de sus elementos de dotación, se suma un manto de duda.

De las armas con las que se quedaron algunos indígenas, ya fueron regresadas 3 pistolas, sus respectivos proveedores, alguna munición y un fusil. Se presume que en poder ellos continúen 3 pistolas más, otro fusil y una granadas, pero esta cifra no coincide con lo datos logrado por la comisión de la OEA, que en el registro solo tiene pendiente un arma de largo alcance.

Sobre este nuevo capítulo de las armas, el procurador Providencial, Sergio Reyes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *