FARC piden cese del fuego. Gobierno prefiere evitar los errores el pasado

La propuesta de las FARC para que haya un cese del fuego bilateral durante el diálogo de paz que debe arrancar en octubre con el gobierno de Colombia es vista como una opción muy improbable, debido a la determinación oficial de mantener la presión militar sobre la guerrilla. Por primera vez desde que se anunció el inicio de un proceso de paz para poner fin a casi medio siglo de conflicto armado en este país, las FARC se refirieron a un cese de hostilidades durante las negociaciones que serán iniciadas en Noruega y luego trasladadas a Cuba. «El cese del fuego lo vamos a plantear inmediatamente nos sentemos en la mesa», dijo ayer en La Habana el negociador de las FARC, Mauricio Jaramillo. Pero es muy probable que el gobierno del presidente Juan Manuel Santos, que ha prometido evitar «los errores del pasado», lo rechace. Justamente, con esa frase el mandatario alude al fracaso hace diez años de la anterior experiencia de negociaciones en el Caguán, una zona de 42.000 kms cuadrados en el sur de Colombia que fue desmilitarizada para permitir el diálogo.]]>